Amanda: una apuesta por la interacción entre las culturas del casco viejo en Vitoria-Gasteiz.

Una de las características del desarrollo de las sociedades es el encuentro entre personas y grupos de diferentes procedencias, cada una con su carga individual, pero sobre todo colectiva, sus tradiciones, actitudes, valores aprehendidos. Además del encuentro entre personas también se da un creciente intercambio de productos de todo tipo.

Este encuentro e intercambio, se ve facilitado actualmente por el mercado global y las nuevas tecnologías de la comunicación que son capaces de acercarnos productos culturales de lugares de los que como mucho, hemos oído hablar, pero no acertaríamos a ubicar con claridad sobre un mapa. Comprar seda de Jaipur en el Corte Inglés, escuchar a Lila Downs en la emisora local o chatear con una persona de Cochabamba es algo tan naturalizado que apenas pensamos en el intercambio cultural que supone. Sentimos que estas acciones son mágicas, nos aportan y nos facilitan la vida, nos abren al mundo, son positivas.

Sin embargo parece que las percepciones positivas sobre el intercambio cultural disminuyen cuando hablamos de relacionarnos con las personas que, procedentes de otros pueblos y culturas, viven “nuestra” ciudad o calle. Aquí el discurso y la práctica tienden a distanciarse. Si bien todos abogamos por la “interculturalidad”, es difícil encontrar prácticas que superen lo folclórico y lo ocasional brindando espacios de intercambio y comunicación mas estables y cotidianos.

Actualmente el termino “interculturalidad” se ha extendido sin mesura en el entorno de las ONG, asociaciones y demás entramado “solidario”. Con la creciente atención que supone el fenómeno de la inmigración, uno de los discursos de moda se cierne en torno a este término con el fin de positivizar el imaginario colectivo que se maneja sobre la inmigración. Sin cuestionar la buena voluntad de querer poner en positivo la inmigración, utilizamos el apellido “intercultural” para adjetivar cualquier elemento con necesidad de adorno. Mas aún, cuando en estos días, las instituciones se suman a la moda y exigen a las organizaciones salpimentar sus proyectos con este exótico aderezo para ser susceptible de financiación. Fiesta, evento, actividad, charla… no hay sustantivo que se le resista. Un poco de color, música de tambores y está listo el cóctel, ¡ya somos interculturales!

El problema viene cuando termina la acción, el festejo o evento en cuestión, ¿Cómo plantearnos el día a día abriendo espacios de intercambio y diálogo con personas extranjeras en lo cotidiano cuando hay elementos de desigualdad política, social y económica que nos diferencian y nos asignan posiciones de poder que sesgan de partida la relación? ¿Cómo incidir en estructuras pensadas para aquellas personas que contamos con plenos derechos ciudadanos, con todas nuestras capacidades físicas, con total conocimiento del entramado institucional, de los idiomas que se manejan y con un colchón familiar y social amplio para que todos tengamos cabida? ¿Cómo entender la relación entre culturas trascendiendo su vinculación con la inmigración y sobre todo entendiendo el dinamismo de estas? Para debatir sobre estos conceptos y especialmente, para ver como aplicarlos en las experiencias de cada uno, nos hemos juntado un grupo heterogéneo de personas en torno a la plataforma Amanda.

¿Qué es Amanda?

Amanda pretende ser un proyecto de proyectos, una unión de ideas, enfoques y experiencias sobre la convivencia entre culturas en Vitoria-Gasteiz. En ella confluimos personas con proyectos de trabajo de diferentes ámbitos del casco viejo de la ciudad, todos ellos relacionados con la acogida y la integración de personas que han llegado a esta zona en condiciones de desprotección y desigualdad.

Como colectivo, arranca con tres premisas básicas consensuadas y un tanto utópicas: Por un lado se parte de la creencia de que la diversidad es una oportunidad para la transformación hacia una sociedad respetuosa con la diferencia y que aplique la igualdad de derechos de forma efectiva; por otro, se confía en que la inclusión e integración de diversos colectivos culturales que cohabitan en el tiempo y el espacio pueda cristalizar en una nueva cultura y ciudadanía surgida a partir de los elementos compartidos mas positivos para todos; y como tercera y ultima premisa se alude a que esta nueva condición común de ciudadanía planetaria y vecindad supone una implicación de personas y colectivos en las situaciones, problemas, dificultades, ventajas, posibilidades y oportunidades que compartimos.

Amanda pretende traducir esta filosofía en proyecto sociocultural en el ámbito del casco viejo de Vitoria-Gasteiz. Desde lo concreto, desde la realidad del barrio, desde la práctica y el conocimiento de muy diversos colectivos que trabajan en él, pretende favorecer procesos de inclusión en el interior del casco viejo al tiempo que oponerse a la guetización y aislamiento de éste respecto al conjunto de la ciudad.

Para contribuir con este objetivo, en los dos años de andadura, la plataforma tiene abierto un debate sobre la teoría y la práctica de la interculturalidad, espacio desde el que se pretende incidir en el trabajo en el barrio, así como conocer de cerca los proyectos de otros colectivos con los que se empiezan a establecer canales de coordinación, colaboración y generación de sinergias. Con este fin se ha considerado imprescindible comenzar por el análisis de las propias prácticas, de los valores desde los que trabaja cada uno de los colectivos de la plataforma y los parámetros educativos desde los que se plantean las acciones. Amanda busca el replanteamiento de las actividades de trabajo en el casco viejo desde una visión más global y compartida, desde una lógica común.

Personas y Colectivos que participan en Amanda:

Como referencia importante cabe destacar la participación del Centro de Educación Primaria (CEP) Ramón Bajo, uno de los centros escolares del barrio, que por diferentes causas ha concentrado gran parte de alumnado inmigrante (75%) y gitano (10%), confiriéndole características especiales.

Pero la singularidad del centro no solo viene de la dinamicidad de su alumnado, también viene dada por la red social con la que cuenta a su alrededor y la implicación tanto del claustro de profesores como de un grupo de lo padres y madres euskaldunes del centro. Todos ellos han valorado esta diversidad como un elemento generador de riqueza y se han involucrado activamente en su desarrollo como motor para la población infantil del barrio y la comunidad vecinal.

En torno al CEP, Amanda aglutina a diversas personas y proyectos que hacen trabajo a diferentes niveles: teórico y práctico, deportivo y tecnológico, con implicación dentro del centro y en la calle… por nombrar aquellos proyectos mas significativos podemos hablar de: el Programa de Prácticas en Proyectos de Cooperación de la UPV/EHU; el Saregune, espacio de encuentro que potencia el uso libre y gratuito de tecnologías como herramienta para la dinamización social del casco viejo; representantes del Servicio Social de Base de Centro Cívico El Campillo; el pryecto Dialogo de Mujeres de Diferentes Culturas a través de la Danza, de ACD Campillo; Programa de actividades deportivas extaescolares Ramón Bajo; diferentes programas de actividades formativas del área de Educación para el Desarrollo de Hegoa; Dunia Topaketa, grupo de trabajo en interculturalidad y Nuevas tecnologías buscando la ruptura de estereotipos y prejuicios;

Otros colectivos y personas individuales que trabajan en el casco viejo han colaborado puntualmente en reuniones ofreciendo apoyo, colaboración e interesándose por el trabajo que se esta poniendo en marcha. Si bien Amanda ha contado temporalmente con personas colaboradoras de minorías culturales, uno de los retos de esta plataforma es encontrar una dinámica de trabajo que facilite el acercamiento y la permanencia de personas de los diferentes colectivos culturales, así como de otros centros educativos de Vitoria-Gasteiz.

Como metodología de trabajo, se utiliza el debate y el consenso de forma que estos acuerdos pasen a enriquecer los proyectos de los colectivos que conforman Amanda. Este aprendizaje dialógico entre colectivos propicia el desarrollo de la responsabilidad personal y social de cada participante, así como su emancipación y autonomía dentro del grupo.

Actividades realizadas

Amanda surgió en 2005, como iniciativa de unas cuantas personas que por su vinculación laboral y personal con colectivos de diferentes culturas presentes en el casco viejo de Vitoria-Gasteiz, veían la necesidad de mejorar el conocimiento mutuo y sondear las posibilidades de colaboración entre organizaciones y agentes.

Inicialmente el objetivo era compartir el trabajo cotidiano para mejorar el conocimiento mutuo. Las primeras reuniones que se llevaron a cabo tuvieron un carácter predominantemente informativo. Se intentaba compartir el día a día de las organizaciones para ver como no solaparse y apoyarse en el trabajo de unos y otros.

Durante 2006 y 2007, las reuniones han sido semanales o quincenales, según las necesidades. Durante el primer año, tras muchas discusiones, rodeos, avances y retrocesos, se consiguieron centrar algunos objetivos comunes como plataforma:

  • Visualizar la diversidad como un elemento positivo.

  • Crear un espacio de comunicación que permita ampliar el impacto de la acción social de cada grupo integrante.

  • Generar sinergias para que el casco viejo sea un barrio “normalizado”.

Este trabajo sirvió para enmarcar el trabajo de las jornadas que llevamos a cabo desde Hegoa sobre educación intercultural: “Intercambio de Experiencias Educativas en Contextos Multiculturales”. Los colectivos de la plataforma se volcaron con la organización de las jornadas -que se llevaron a cabo en el CEP Ramón Bajo- y participaron activamente en el trabajo práctico de los talleres. Estas jornadas ofrecieron algunas ideas y herramientas prácticas para la gestión de un nuevo modelo de centro.

Actualmente, hay 2 espacios de trabajo en marcha: Uno de los espacios que se quiere trabajar en la plataforma es la vinculación entre teoría y práctica, y para ello se destinan parte de las reuniones del grupo con el objetivo de ahondar en la formación de los grupos y de teorizar e investigar a partir de la experiencia y la práctica de cada colectivo; el segundo espacio de reflexión pretende analizar las prácticas de cada organización, con el fin de hacer propuestas de trabajo desde una visión compartida de lo que es interculturalidad, así como de generar un entorno social y de interacción más amplio en el que los criterios educativos mínimos sean compartidos y coherentes entre los diferentes espacios y proyectos que componen Amanda y el barrio.

Entre otras actividades enmarcadas en la reflexión de Amanda se ha desarrollado un mapa de recursos y grupos del casco viejo, que se espera utilizar como herramienta de trabajo más adelante. Además, se considera importante la participación tanto en foros locales y planes que puedan afectar al barrio (Foro Municipal de Inmigración, Comité Foral de Deporte, Plan Joven, Agenda 21, Consejo Sectorial Social, Consejo Sectorial de Deportes y Consenjo Sectorial de Cultura) así como en campañas más amplias que contribuyan a mejorar la convivencia, la igualdad de derechos y el acercamiento de culturas en Vitoria-Gasteiz (“Aquí viven, aquí trabajan,….pero aquí no votan”, “Arroces del Mundo”…).

Amanda, en euskera de Iparralde, significa almendra, y hace referencia, por su forma, al casco viejo de Vitoria-Gasteiz, crisol de culturas donde quisiéramos proclamar, con palabras de Gabriel García Márquez, “… una nueva y arrasadora utopía de la vida, donde nadie pueda decidir por otros hasta la forma de morir, donde de veras sea cierto el amor y sea posible la felicidad, y donde las estirpes condenadas a cien años de soledad tengan por fin y para siempre una segunda oportunidad sobre la tierra…”.

Alicia López de Munain Solar

Hegoa

Instituto de Estudios sobre Desarrollo y Cooperación Internacional

Área de Educación para el Desarrollo

* En este texto utilizo el género masculino como genérico, al modo convencional del castellano, es decir, incluirá a mujeres y hombres. Es responsabilidad de quien lo lee no olvidar a éstas.

Guardado en Presentación | Sin comentarios »

Dejanos tu comentario

Aviso: Los comentarios serán moderados.

Logo Amanda

Buscador

Categorías

Blogroll


Suscripción

De esta manera podrás recibir todas las novedades que se publiquen en el blog, vía email.
Introduce tu dirección de email para darte de alta:

Un servicio de FeedBurner.

Recuerda!!! Te llegará un email para activar la cuenta.

Meta: